sábado, 30 de octubre de 2010

Son días tristes


Hubo muchos que quisieron, durante estos años de democracia, que cerráramos los ojos, que negáramos la historia, que viviéramos como si nada hubiera pasado. Eso, a muchos, nos dolía.

Hubo quien quiso inventarse y creerse y hacernos creer un país del primer mundo, que disfrutáramos de las "relaciones carnales" con países "como la gente". Como analogía se me ocurre pensar, vistas las cosas desde esa perspectiva, que es mejor que te viole un tipo rico y lindo a que lo haga uno pobre y feo. Como para tener algo para "recrear la vista" mientras te violan. Alguien quiso que nos creyéramos su propio delirio, y pretendió borrar el mapa de nuestro país de Latinoamérica y ubicarlo en otra parte del continente, como si así pudiésemos dejar de ser lo que somos. Como si así pudiéramos "civilizarnos" de una buena vez.

Pero los rompecabezas son jodidos: cada pieza encaja, nada más, donde encaja.
Somos lo que somos. Y ese destino "de patria grande", esa "condena al éxito" (para no olvidar una frase proferida en uno de los momentos más jodidos de nuestro país) no puede cumplirse obviando a los siempre olvidados. Si la elección es entre patria grande (y por patria grande se entiende cumplir con el mandato de seguir olvidando a los siempre olvidados) y patria no tan grande, que supone incluir a todos, siempre es preferible la segunda opción.

Ayer una señora paraguaya le dedicaba a Cristina su pésame en guaraní, y recordó todo lo que hizo Néstor Kirchner por los pueblos originarios de Latinoamérica. Hubo quien dijo que gracias a este gobierno tuvo su dni argentino, que le permitió trabajar aquí. Carmen, una señora que limpia casas, se peleó con su vecina, que festejaba la muerte de Kirchner. Ni lerda ni perezosa, le dijo "¿ahora que tenés inodoro te ponés contenta porque se murió el que te dio la casa?". Los que sabemos la importancia de tener una política de derechos humanos acorde con lo que la humanidad debería ser, los que no queremos olvidar, los que crecimos durante la dictadura, los que queremos que no haya impunidad para los genocidas y sabemos que la política de derechos humanos no es para dos o tres, sino que es para todos, estamos tristes.

Estamos los que no queríamos a este gobierno y aprendimos a mirar las cosas de otra manera.

Las cosas, todas, encajan donde encajan. Por ahí me dijeron que la situación no es tan buena, que hay números que no se mencionan. La verdad, me quedo con el número de gente que cobra la asignación por hijo, me quedo con los jubilados que ganan más, me quedo con el número de escuelas que se construyeron, con el número de casas entregadas, con la cantidad de libros que el gobierno compra para que muchos que no pueden comprarlos los tengan igual, con las netbooks entregadas, con el no al fmi, con la unión de Latinoamérica (para que de una buena vez nos asumamos como lo que somos), con la integración. Me quedo con Carmen y con la señora paraguaya. Me quedo con Evo, Lula, Chávez y Correa. Me quedo con la Argentina dentro de Latinoamérica, y no boyando, justamente, como pieza de rompecabezas que no encaja en ningún lado. Me quedo, también, con las críticas que tenemos los que no tenemos los ojos cerrados pero queremos un país mejor.

Por estos días se ven muchos perros rabiosos, mucha gente que dice "espero que no volvamos a la época posterior a la muerte de Perón", creyendo que es lo mismo Cristina que Isabel, y lo que es peor, deseando que eso suceda. Para que sí volvamos, para que, de una buena vez, alguien "se haga cargo del gobierno". A esta gente se me ocurre que hay que avisarle que la presidenta no se murió.

Tengamos cuidado, que hay mucho garca dando vueltas.

Comparto con ustedes algunos enlaces, notas interesantes que vi por ahí, y una emocionante crónica de fotos de estos días.

28 comentarios:

Gla dijo...

Me dejás sin palabras......
Apoyo ampliamente lo que decís....a pesar de las grandes diferencias que tengo con este modelo, quizás no de base pero sí de formas.
Pero también sé ver la mitad del vaso lleno y, antes que nada defiendo y respeto las Instituciones.
Te invito a que leas mi forma de sentir frente a este triste suceso. Un beso grande

Tute (tu sobrino) dijo...

Todavia recuerdo el dia (si tia ya se que no escribi los acentos pero es que estoy una computadora imperialista de unos amigos que carece de nuestros bellos signos ortograficos) como decia, todavia recuerdo una tarde de primavera de 2004 cuando escuche por la radio que Nestor estaba yendo a la ESMA a descolgar los cuadros de personas que no quiero nombrar...yo que tenia 17 años en ese entoces le dije a mi viejo, pa me voy para alla....y llegue. Vi como un presidente pedia perdon en nombre del estado, escuche como el se decia hijo de las madres y abuelas de plaza de mayo, como frente a los oligarcas de la calle libertador con sus carteles colgados que decian "Montoneros los vamos a matar" ...el se mantuvo firme....termino el discurso y fui a recorrer la ESMA, ese antro del horror, y en un patio enorme que habia 200 personas que estabamos ahi cantamos "Como a los nazis les va a pasar a donde vayan los iremos a buscar" En ese momento me convenci que algo nuevo sugia...

Nick dijo...

Me quedo con el hijo de las Madres y Abuelas de Plaza de Mayo, me quedo con los cuadros de los militares en el piso.

Me quedo con el tipo que agarró el bastón presidencial al revés, se dió cuenta y se cagó de risa, con el que el día más importante de su carrera en lugar de dar un discurso se tiró entre la gente y dejó que el discurso lo diera Fidél.

Me llevo la imagen del miércoles en la plaza, miles y miles de persona haciendo fila, cantando y llorando, ningún disturbio, me llevo la imagen de un indio llorando envuelto en la bandera multicolor y un boliviano con una bandera de Bolivia en una mano y una de Argentina en la otra.

Nick dijo...

Por cierto, sobre la analogía entre Cristina e Isabel cito (bah, pongo lo que me acuerdo) a José Pablo Feimann "los que dicen eso no se dan cuenta que Isabel no era una persona inteligente, cualquiera puede ver que lo que menos le falta a Cristina es inteligencia".

Milenius dijo...

Gla: muchísimas gracias. Creo que no es necesario ser un fanático del modelo para reconocer las cosas buenas que se lograron. Es parte de la madurez política poder abrir los ojos. Nadie dice que no haya cosas que cambiar.
Te mando un beso grande, ya me doy una vuelta.

Tute (tu sobrino.....otra vez) dijo...

El miercoles no podia creer lo que estaba pasando....Venia de una noche en la que habia dormido poco y entre el informe de laboratorio, la radio y la tele, mi mente estaba en otra....Finalmente cuando pude ordenar mi informe, sali para Plaza de Mayo sin creer todavia lo que habia pasado, pensando que era un mal chiste (como dijo el Deigo) En la Plaza eramos miles los que tampoco podiamos creerlo y aumentaba mi duda entonces! Se hicieron como las 11 yo estaba muy cansado y emprendi la vuelta. Estaba caminando de la mano con mi vieja y me detuve a mirar uno de esos carteles hermosos que dicen "Por siempre Nestor" y "Fuerza Cristina". Tenia mi camara a cuestas y le saque una foto, por esas casualidades estaba en el modo que reconoce caras y sonrisas. A mi gran presidenta mi camara la reconocia....pero a su compañero no! Me quede como 10 minutos enfocando de distintas angulos, acercandome, alejandome, pero no hubo caso...evidentemente el no estaba

Milenius dijo...

Tuteeeeee!!! qué lindo verte por aquí también. Justamente, lo que remarcó mucha gente que fue a la plaza fue la cantidad de chicos jóvenes que había. Eso nos da una nueva esperanza, ¿no? No es que uno no las tenga, pero está bueno saber que hay gente que va a seguir, está bueno saber que la fe siempre se renueva.
Ese que mencionás es uno de los momentos más emocionantes de nuestra historia reciente...
¡Arriba Latinoamérica unida!
Besos, te quiero muchísimo.

Milenius dijo...

Nick (1): no sé por qué se me ocurre que a muchos de esos perros rabiosos les molesta justamente eso... que les haya dado bola a las Madres y las Abuelas y haberse animado a hacer lo que algunos no pudieron y otros no quisieron. Será que sienten que les tiran agua encima, y en plena hidrofobia, viste que es jodido...
Qué lindo que es no tener hijos ni sobrinos tontos... Un alegrón, che, como que una siente que hizo algo bien.
Besos, a vos también te quiero muchísimo.

Nick (2): sí, aunque tampoco hay que ser muy inteligente para saber eso... Ah, claro, cierto que lo dijo Feinmann... (ohhh, tú sabes cuánto lo quiero :)

Besos

Milenius dijo...

Matu: Por ahí leí que muchos fueron por el chori... ¿a vos con qué te convidaron? Mirá que había que planear la compra de tanto chorizo, ¿eh?

Fuera de broma, acá fue Nick el que dio la noticia (yo estaba enfrascada en una tesina que finalmente entregué hoy), y yo no lo podía creer...

Todo pasa, pero lo bueno queda. Eso es lo importante.

Besos, Tute.

Marcelo Cafferata dijo...

Y entre tanta cosa dando vuelta.... me quedo con tu post.
Porque es honesto con vos misma, porque es sentido y en definitiva es una invitación a que se siga construyendo nuestra patria y no volvamos a empezar como en el juego de la oca.
Que de una vez por todas, mas alla de las banderas politicas de cada uno -y hasta desde un lugar "a"politico- se pueda empezar a construir aún desde la diversidad.
Construir: Un verbo que sabemos que nos cuesta tant oconjugar.

Cris dijo...

Deberían leer por la tv post como el tuyo que ayudan muchísimo más a conocer el setir de la gente ante una noticia que les implica en lugar de tanto dato que no lleva a ninguna parte...

Besos...

Néstor Dulce dijo...

DIALOGO DIOS Y KIRCHNER: "Quiero darte unos consejos para que se los transmitas a Cristina para que sepa como actuar con los traidores. ¿Te acordás cuando en "la última cena" Judas vendió a mi hijo por una monedas? Bueno ... al desgraciado le hice sentir tanta culpa que solito se ahorcó en un árbol.
Ya pasaron dos milenios, ¿y qué recuerdo quedó de Judas? A nadie le importa: no existe ni una estampita suya, ni un souvenir. Todo el merchandaising quedó para mis discípulos leales. Y, lo que es peor, el nombre Judas quedó asociado a la maldad y la traición. No quiero exagerar pero creo que hasta Hitler, Musolini o Franco tuvieron más suerte que él.
¿Cómo pensás que va a terminar Cobos?"
PD: Dios le dice a Néstor:
"Ponete contento. Hoy en Argentina ha nacido el tercer movimiento histórico, después del radicalismo y del peronismo, el kirchnerismo. Y no sólo lo digo yo, lo dice tu gente en las calles. Vení, mirá hacia abajo desde esta nube. Esa multitud te está vitoreando"
VOX POPULI, VOX DEI. La voz del pueblo es la voz de Dios
LEEER MAS EN
http://www.kikitodulce.blogspot.com
Y si te agrada hacete miembro del blog

nadasepierde dijo...

Muy bueno tu post.
Tenganos cuidado, y no repitamos historias. Los ojos para adelante y no en la nuca.

un beso

Óscar de Wilde dijo...

¡¡¡¡¡¡¡ VOLVIERON LOS SUSHISSS!!!!
( Elenco remixado)


Ahora muerto el rey NÉSTOR I, su heredero Kirchner Jr. tiene ojos y oídos en varios rincones del Estado. Andrés Larroque, "el Cuervo", secretario general de La Cámpora, es director de Fortalecimiento de la Democracia en la Jefatura de Gabinete. José Ottavis es director de Estudios Políticos de la Secretaría General y, sobre todo, puente con el ministro de Economía, Amado Boudou. A Iván Heyn se le encomendó la Antigua Corporación Puerto Madero, un condado del reino de Julio De Vido. A la misma liga generacional pertenece Juan Cabandié, el legislador porteño que adquirió notoriedad al vincular a Eduardo Duhalde con el asesinato del trotskista Mariano Ferreyra...

El poderoso y recontra super millonario K.Jr. gracias a los fondos del reino, empezó su tarea de principe heredero, cuando llegó Alberto Fernández y Juan Carlos Dante Gullo lo invitó a saludar a la viuda, Máximo denegó la solicitud con un simple movimiento de cabeza. No necesitó consultar con nadie.

Marcelo Cafferata dijo...

Para ir realeando el bajón, te dejo un link para cuando y por si tenes ganas.
Quizás algo de este género te entusiasma y tenes ganas de recomendarnos algo.
Besos!

http://revoleandolibros.blogspot.com/2010/10/bella-envia-meme-de-miedo-aqui-se.html

Verónica Molina dijo...

Yo creo que ya nadie piensa que otros deban hacerse cargo del "gobierno de uno", Milenius: ¿vos realmente sospechás que puede existir una mayoría significativa que quiera un gobierno militar? Más allá de algún loco suelto -que siempre hay-, me parece dificilísimo de pensar algo así. Por otro lado, más allá de la opinión personal que cada uno pueda tener de la gestión K (de Néstor y de CFK) sabemos que el año que viene hay elecciones y posiblemente otro escenario político para evaluar: ya no está quien manejaba los hilos del PJ, pero otras figuras se reacomodarán y aparecerán alternativas. El que haya alternativas apuntala también la gestión de CFK, de quien yo personalmente no creo que sea poco inteligente, pero sí que se apoyaba demasiado en su marido, excluyendo, pareciera, el aporte de otros. En el velorio del ex presidente, de hecho, prohibió la entrada de referentes opositores o incluso antiguos colaboradores (como Alberto Fernández), algo que no parecía oportuno en semejante momento histórico. El clásico "este viejo adversario despide a un amigo" requiere de un gesto de grandeza, de integración, de conciliación. Ojalá ella tenga la inteligencia (uso adrede la palabra de Feinmann acá) de generar esa integración, ese diálogo, entre todos los argentinos. A mí, personalmente, me daría un orgullo enorme que eso pasara.

Muy sentido tu post, Mile. Muy emocionante. Me gustó mucho.

Abrujandra dijo...

Me mató TUTE con lo de computadora imperialista.
Lejos, este es el mejor texto que leí, mejor no puede estar escrito.
Te quiero.

Milenius dijo...

Néstor Dulce: más allá de la cosa mística que surge cuando alguien se muere en este país, tendrían que haber pensado mejor antes de elegir vice, ¿verdad? Perdón, pero tampoco quiero comer sapos... No soy una fanática, no me parece bien absolutamente todo lo que hicieron, y no puedo verlos como víctimas. Elegir a Cobos fue un grave error, que no sé a qué respondió, viniendo de gente muy inteligente.

Un beso y gracias.

Milenius dijo...

Ana: mil gracias. Supongo que la idea es mirar hacia el futuro, pero sabiendo que las cosas que hacemos (todas) tienen consecuencias. Y sin olvidar.

Un beso grande.

Milenius dijo...

Óscar: no tengo la mínima capacidad para analizar todo esto que ponés, perdón. Mi texto está escrito absolutamente desde la emoción y de las (pocas) cosas que veo. Pero podés hacer las denuncias correspondientes, supongo, respecto de todo eso que decís.

A ver si a mi edad voy a empezar a pensar que las alianzas (de las buenas y de las malas) nacieron con este gobierno...

Un saludo.

Milenius dijo...

Marce: gracias mil. Es lo que trato de ser, honesta conmigo misma, si no, no hay manera...
Creo que hay muchísimo por hacer (hoy tuve una larguísima conversación con una amiga al respecto, porque no soy acrítica en relación con este gobierno, de veras, pero esto me conmovió, y mucho). Lo que pienso es que de una buena vez salimos de la rotonda, y enganchamos el camino, lo que no quiere decir que no haya baches o que el conductor no la pifie de vez en cuando.
Y justamente, lo que decíamos es que ya no se puede ser apolítico, Marce. Hay que comprometerse. Esto me lo digo a mí misma, que cuando leo las declaraciones de más de un político doy vuelta la página porque no tolero más versos. Me parece que tenemos que empezar a leer más, y sobre todo, a leer entre líneas, para no tragarnos cualquiera.
De a poco. ¡Besos grandes! (después voy a hacer el meme, júrolo).

Milenius dijo...

Cris: de alguna manera es comprensible... ¡Me imagino a un periodista español tratando de entender las cosas que pasan aquí! Pobrecito, no es fácil...
¡Besos gigantes, me alegra que hayas vuelto (ooootra vez)!

Milenius dijo...

Vero: no, milicos no, eso creo que no. Pero que muchos desean un gobierno más derechoso (mucho más derechoso), no me cabe ninguna duda... Y juegan con esto de "ay, qué horror, mirá si volvemos a los setenta". Esto genera un poco de pánico (y actuar en consecuencia). No creo, de ninguna manera, que el momento político sea el mismo, ni que nosotros permitamos que eso ocurra. Ni CFK es Isabel, eso lo tengo clarísimo.
El peronismo es un fenómeno tan extraño que vaya uno a saber lo que puede ocurrir. Yo no me animo a aventurar una sola respuesta. Sé muy pero muy poco de política (cfr. la respuesta a Marce), me gustaría entender más, pero no sé si algún día podré...
Con respecto a Cristina, de verdad, creo que sí se apoyaba en él, pero tiene lo necesario para seguir gobernando, no me parece que porque se haya muerto su marido ella no vaya a saber cómo manejar el gobierno del país. Es sumamente inteligente, y creo que eso lo veremos todos (más) a partir del lunes.
Lo de la prohibición a mí me sonó un poco raro, qué querés que te diga. Yo leí que Cobos dijo que le prohibieron la entrada, no sé si realmente se la prohibieron... Y de verdad que no sé si en el momento de quedar viuda, una persona tiene ganas de gestos de conciliación e integración. Si no los tiene, yo la perdono desde lo más profundo de mi corazón.

Gracias, Verito, sobre todo porque sé que no pensamos igual, y es todo un gesto conciliatorio de los buenos (y lindos).

Besos enormes.

Milenius dijo...

Abru: somos una familia altamente disfuncional, y nos preocupamos por que todo el mundo lo sepa, a ver si conseguimos atención gratuita en algún nosocomio psiquiátrico.

Besos enormes, yo también te quiero. Y gracias.

Verónica Molina dijo...

Hay una cosa que no te dije hasta acá, y que sí me emociona mucho (y reconozco que soy muy dura para emocionarme con sucesos políticos, por eso tal vez desconfío tanto de ellos). Creo que hay algo terrible en todo esto que pasó, y que va más allá de toda ideología o de todo pensamiento racional: imagino una relación afectiva real, muy viva y real, entre Cristina y Néstor K. Uno puede ser parte de un matrimonio bueno o parte de uno malo, pero cuando la pareja entera (los dos) se embarca en un proyecto político que la trasciende, creo que ese amor se perpetúa de otra manera, más allá de lo estrictamente familiar y cotidiano. Entonces, no puedo siquiera concebir el vacío que debe sentir quien sobrevive al que se va en una relación así.

Desde ese lugar, que no es solamente político (aunque tenga consecuencias políticas), desde la empatía que me genera ese amor entre ellos, la tristeza es profunda.

Besos gigantes.

Sergio dijo...

Milenius, que buen post, como siempre.

Justamente la otra vez le decía a Halle que uno no puede ser "apolítico" porque las decisiones que toman los políticos influyen mucho en nuestras vidas, pero también en la de nuestros semejantes. Por eso, aunque no haga nunca militancia, no puedo dejar de opinar respecto a estas cuestiones.

Sabés cuál es la diferencia entre números y hechos? Bueno, eso es lo que pude ver en todos estos años caminando, viendo, hablando con la gente.

Mejoras, mejoras, mejoras, es lo único que encuentro. Hay detalles, de modo -obvio- pero que no hacen a la base que es lo importante.

Sería interminable la lista de cosas buenas y logros de la presidencia de Kirchner y también de Cristina. Aún con todo en contra, hasta su propio vice...

Y yo me pregunto, desde cuándo cuestionamos tanto las cosas buenas con supuestos?

Me da la impresión de que al turco, que jamás hizo nada bien, nunca se le cuestionó nada, más allá de alguna humorada respecto a alguna decisión o cagada que se mando.

Ahora se cuestionan todas las decisiones, aún las que han demostrado efectividad, con "supuestos" de que algo raro habrá, bastante similar al "algo habrán hecho" de la peor época de Argentina.

Y digo que VEO porque realmente es así, veo los problemas de vacantes en colegios privados, porqué? Porque se están llenando los colegios públicos de chicos que se vuelven a escolarizar gracias a la AUH!

Y veo que mis suegros, paraguayos ellos, por primera vez sienten que son Argentinos al reconocerles la jubilación. Lo peor de todo es que mi suegro trabajó en la construcción por más de 30 años pero sus aportes figuraban solamente en sus papeles, porque nunca llegaron a la seguridad social. O sea, se los afanaron!
Y mi suegra también logró jubilarse, después de pasar TODA su vida trabajando por el país, desde su casa, criando tres hijos ejemplares. Porque eso también es trabajar por el País.

También me encuentro con que mi cuñado, después de tantas crisis, recibió su casa de parte del estado. Y me pone MUY contento que mis aportes sirvan para que alguien como el, que trabajó en negro por mucho tiempo, tenga lo que se merece y pueda criar a sus hijos como se merecen.

Y veo los aumentos, y pienso de donde vienen, entonces razono y entiendo que no se trata de un problema de política económica, simplemente se trata de los mismos comerciantes (tranfugas) de siempre que aprovechan lo que los medios expresan para aumentar con la excusa que les da Clarín de que hay "inflación"!
Por cierto, lo poco que estudié en la facultad alguna vez, me hizo saber que si hay inflación es porque hay consumo y disminuye la desocupación.

Hoy los números dan bien, a la oposición la escusa del viento de cola o la "suerte" ya no les dan resultados. Es obvio que acá se manejaron muy bien ciertas cosas, que se evitó seguir pendientes del FMI para, de una vez por todas, darle a la gente lo que necesita sin que lo dicte un HDP en EE.UU.

Y finalizo diciendo, desde cuándo la idea de "no enojarse" es útil cuando hay que "luchar" por los derechos de los Argentinos? Cuándo pasó que el argentino dejó de tener huevo?

Y entonces porqué le vamos a exigir que un político no tenga pasión al gobernar? y más cuando las cosas salen bien?

Hay veces que no entiendo muy bien de qué me habla la oposición...será que es otro idioma?

Besos! y a seguir aguantando!

PD: Sabés quien soy, hoy por hoy prefiero resguardar mi identidad.

Milenius dijo...

Vero: sí, a mí también me pasó eso. Hoy escuché el mensaje que CFK dio en cadena ayer, y además de todo lo que pasó, de todo lo que me pasó con respecto a esta muerte, veo eso: a una mujer muy triste, muy conmovida. Y me sensibiliza aun más. Eso, estoy segura, me habría conmovido también si fuera opositora...

Te mando un beso grande.

Milenius dijo...

Sergio: sí sé quién sos.

Me parece genial esta frase: "Y yo me pregunto, desde cuándo cuestionamos tanto las cosas buenas con supuestos?"

El otro día estaba trabajando con un texto de economía, y vi, uno tras otro, los numeritos de la inflación desde 1980 hasta hoy. Nunca los había visto todos juntos. Estoy hablando de datos, no de sensaciones o emociones. Nuestro país llegó a tener más de 5000% de inflación, pasando por períodos de 300 y pico por ciento, de 200 por ciento. Hay inflación, sí, y como bien decís, ¿de dónde sale que hoy estemos pagando un kilo de carne casi 40 pesos? ¿O que un kilo de zapallitos haya llegado a 16 mangos? Pocos nos animamos a decir "no" y a elegir otra cosa, como si haciéndolo se nos fuera a caer quién sabe qué. Esa es el arma que tenemos, y ni siquiera nos hacemos cargo.
Y esas cosas de las que vos hablás, que son, en cierta medida, "personales" también son datos, porque así como tus suegros o tu cuñado, a otros también, de una buena vez, "les tocó", dudo mucho que tus suegros sean los únicos.
Yo siempre critiqué y critico los planes, no estoy de acuerdo con ellos, pero llegado este punto, y después de la década del turco (cuando, bien lo decís, muchos decidieron hacer la vista gorda y reirse de sus salidas a lo bestia, de su profunda ignorancia) me parece que durante un tiempo no queda otra. Hay que dar, pero eso sí, hay que estimular nuevamente la cultura del trabajo. Pero, como vos, también me pongo contenta de que mis impuestos sirvan para paliar la necesidad de alguien, y no que, como casi siempre sucedió, se los llevara quién sabe quién a las Bahamas...
Sí, a veces parece que hay gente que habla un idioma diferente. Será cuestión de saber dónde uno está parado, e insistir con que nos expliquen las cosas en nuestro idioma.

Besos grandes, Sergio, y gracias.

Me hubiera gustado que me dedicaran...

  • Cartas a Milena (obvio) - Franz Kafka

Algunos libros que me hubiera gustado escribir... Bueno, por lo menos los leí!

  • Rayuela - Julio Cortázar
  • El libro de los abrazos - Eduardo Galeano
  • Alicia en el país de las maravillas - Lewis Carroll